Monthly Archives: junio 2015

Cómo afecta a España los movimientos del Euro/Dólar

«Es una ocasión singular la de que el dólar esté devaluado», decía Mecano en su canción No hay marcha en Nueva York. Veintisiete años más tarde, las cosas no han variado mucho.

Ronile © Creative Commons

Ronile @ Creative Commons

Desde junio del año pasado, el cambio euro/dólar (es decir,  cuántos dólares hay que pagar para comprar un euro) ha pasado de 1.37 a 1.14.

Es importante  dejar claro que tal y cómo se ha definido el tipo de cambio cuando baja el numero de dólares que tengo que pagar para comprar un euro, significa que el dólar se aprecia, siendo lo contrario  cuando se habla de una subida del número de dólares  que tengo que pagar para comprar un euro,  significa que hay una depreciación de la moneda americana.

Las razones de esta apreciación por parte del dólar  son bastante conocidas, aunque a mí me gustaría destacar las dos que considero más importantes: la buena marcha de la economía americana —que seguramente lleve acompañada una subida de los tipos de interés en Estados Unidos a finales de este año— y el lanzamiento del Q.E. (quantitative easing ‘expansión cuantitativa’) por parte del BCE.

¿Qué consecuencias tiene?

Le he dado muchas vueltas a la forma de explicar las ventajas e inconvenientes de la  apreciación  y del dólar, pero creo que la mejor manera de hacerlo es con unos ejemplos. Voy, por tanto, a plantear dos escenarios distintos (en ambos parto de la base de que la cotización actual es 1.11  $/€, es decir, para comprar un euro hay que pagar 1.11 dólares):

1) Si la cotización pasa de 1.11  $/€ a 1.05  $/€ significa que para comprar un euro hay que pagar solo 1.05 dólares y, a su vez, para comprar un dólar hay que pagar 0.95 euros cuando antes se pagaban 0.90. Este cambio supone que el dólar se aprecia respecto al euro.

Esta variación de la cotización conlleva que el consumidor americano tiene más dinero para gastar en el extranjero, porque le cuesta menos adquirir euros; así, puede realizar más compras en el exterior y más viajes a cualquier país de Europa. Por la misma razón, las empresas europeas incrementan sus exportaciones a Estados Unidos, y disminuyen las exportaciones de las compañías americanas hacia el resto del mundo.

SI EL DÓLAR PASA DE 1.11  $/€ A 1.05  $/€ El consumidor americano compra más en Europa
La empresa exportadora europea vende más a Estados Unidos
La empresa exportadora americana vende menos a Europa

¿Cómo afecta esto a la economía española?

Como hemos comentado antes, la apreciación del dólar aumenta las exportaciones de empresas españolas hacia el continente americano. Como este movimiento de apreciación del dólar ha coincidido con una caída del precio en dólares del petróleo que España tiene que importar para su consumo y una falta de presión inflacionista, ello hace que el beneficio sea máximo para el PIB español.

2) Si la cotización pasa de 1.11$/€ a 2  $/€ significa que para comprar un euro hay que pagar 2 dólares, y para comprar un dólar solo hay que pagar 0.50 €. Este cambio hace que el dólar se deprecie respecto al euro.

Como consecuencia de esta variación, el consumidor americano debe pagar más dólares para comprar euros, de tal manera que tiene menos dinero para gastar en el extranjero. Por el contrario, al consumidor europeo le cuesta menos adquirir dólares, por lo que podrá efectuar más compras en Estados Unidos y viajar con más frecuencia a dicho país —como decía Mecano en su canción—. Al mismo tiempo, las empresas europeas exportarán menos a Estados Unidos y las compañías americanas aumentarán sus ventas a Europa.

SI EL DÓLAR PASA DE 1.11$/€ A        2 $/€ El consumidor americano compra menos en Europa
La empresa exportadora europea vende menos a Estados Unidos.
La empresa exportadora americana vende más a Europa.

¿Y para los ahorradores o inversores?

Como en otros sectores, también se puede invertir en el mercado de las divisas, a favor o en contra de la subida o la bajada del dólar o del euro. Hay que dejar muy claro que se trata de un mercado complejo, con alta volatilidad, en el que influyen muchas variables y que solo es apropiado para perfiles de riesgo alto.

denzel © Creative Commons

denzel © Creative Commons

Dentro de los productos que invierten en divisas, los ETF (Exchange Traded Funds, fondos que cotizan en bolsa) son los más indicados para invertir a favor o en contra de la subida o bajada del euro. Con los ETF se puede apostar cuál será  el cambio del dólar/euro, según la estrategia, tanto si se cree que se apreciará o depreciará.

En definitiva las variaciones del cambio entre el euro o el dólar tienen diferentes ventajas o inconvenientes dependiendo de qué se necesite. Una apreciación del dólar aumenta las exportaciones e incrementa nuestro PIB y  reduce  el precio del petróleo, ambas razones buenas para la economía española; pero incrementa el precio de los viajes a Estados Unidos, malo para los que quieren viajar a Nueva York, tal y como decía Mecano.

 

Saltarse las normas

Mis hijos juegan al voleibol desde hace tres años. Tienen un entrenador fantástico, que ha conseguido formar un equipo, enseñarle técnica, cohesionarlo y disciplinarlo. Es estricto con las normas, los horarios y la indumentaria.

geralt © Creative Commons

geralt © Creative Commons

En la última concentración, que duraba un día completo, especificó que era obligatorio llevar pantalón largo durante la comida. Dos de los jugadores no lo tenían. No era la primera vez, pero en esa ocasión los mandó a casa a comer, y se incorporaron a la sesión de tarde. Les pregunté a mis hijos qué les parecía. Pensé que quizá defenderían a sus compañeros y argumentarían que el entrenador es demasiado estricto, o que ahora hace calor, o que no entendían por qué no podían comer en pantalón corto. Sin embargo, los dos me contestaron que les había parecido bien: «Yo cumplo, mamá, y si son las reglas tendremos que cumplirlas todos. Yo me ocupo de preparar mi ropa y de asegurarme de que lo tengo todo, y me gustaría que el resto hiciese lo mismo; si no, me siento como si yo fuera el tonto que hace caso». También me dijeron que ahora que hace calor llevar pantalón largo tampoco les gusta; acordamos que quizá podrían hablar entre ellos y proponerle al entrenador relajar esta norma durante el verano.

¿Por qué cuento esto? Saltarse las normas, aunque no estemos de acuerdo con ellas, no supone un agravio para el que las dicta que, por otro lado, generalmente dispone de autoridad para imponer algún tipo de sanción—; es un agravio para tus compañeros, para tus iguales que sí las están cumpliendo. Genera resentimiento y malestar, y erosiona la complicidad y la unidad del equipo. Y esto es exactamente lo que me pasa a mí con el fraude fiscal.

Yo crecí con el lema «Hacienda somos todos», que protagonizó las campañas publicitarias de la Agencia Tributaria allá por 1977, en tiempos de Francisco Fernández Ordóñez. Fue calando en mí como una lluvia fina, hasta el punto de que me lo creí. Y lo sigo creyendo, a pies juntillas. Creo que un país solo funciona si cada uno funciona, asume su responsabilidad y se compromete con el entorno y con la organización social en la que está inmerso. Creo que deberíamos sentirnos un equipo. Pero cada vez que alguien defrauda, esa confianza en tus iguales se rompe.

KreativeHexenkueche © Creative Commons

KreativeHexenkueche © Creative Commons

Por supuesto, podemos culpar a los políticos una y mil veces, y ponerlos de excusa. Si me siento especialmente herida por los casos sonados de presunto fraude fiscal de personas que son socialmente muy influyentes, y que en algún caso han dictado las normas, es porque me siento como si el entrenador fuera en pantalón corto: o sea, que ¿él sí puede saltarse las reglas pero yo no? ¿No debería dar ejemplo? ¿Me ha visto cara de imbécil? Es todavía más sangrante, no lo niego. Pero al que estamos haciendo daño de verdad si nuestra ira nos lleva a seguir el ejemplo del fraude es al amigo que se ha quedado en paro, o al estudiante sin recursos que ve un futuro universitario cada vez más lejano y más caro, o al pensionista.

Cumplamos las reglas. Hagámoslo por nuestros amigos, por nuestras familias, por nuestros compañeros de trabajo. Y si no nos parecen adecuadas, hagamos todo lo posible para cambiarlas.

 

Cambios esperanzadores en el sector

Nos encontramos ante un momento de muchos cambios regulatorios en el sector del asesoramiento financiero y los profesionales lo estamos viviendo con expectación y muchas ganas de que estos cambios permitan reconducir la confianza perdida en los últimos años de crisis por la irresponsabilidad de unos pocos que hicieron mella en todo el sector.

Alyssa Smith © Creative Commons

Alyssa Smith © Creative Commons

La normativa comunitaria MiFID II, asentada sobre tres pilares básicos: seguridad, la eficacia y la transparencia, debe ser el catalizador para recuperar esa confianza de los inversores. En definitiva, que se sientan protegidos.

En este escenario, hace pocas semanas, ESMA (European Securities and Markets Authority) publicó un interesante documento que incluía algunas directrices para evaluar los conocimientos y competencias de los profesionales del asesoramiento. Son criterios que establece el supervisor europeo para mejorar esos tres pilares que promueve MiFID II: la seguridad, eficacia y transparencia de los mercados.

Uno de las detalles en los que pone más énfasis ESMA pasa porque los profesionales tengan unos conocimientos mínimos, aunque es importante recalcar que los Estados miembros serán los que tengan la potestad y la responsabilidad de exigir a las empresas de inversión que aseguren y demuestren que sus profesionales poseen esos conocimientos necesarios.

William Iven © Creative Commons

William Iven © Creative Commons

Los asesores debemos conocer las características de todos los productos antes de sentarnos con un cliente. Es una regla básica. De ahí que la cualificación y la experiencia debe ser la adecuada. Dada la complejidad de algunos productos de inversión y la innovación continúa en su diseño, es necesario que los profesionales que ofrecen esos consejos de inversión o información sobre instrumentos financieros, depósitos estructurados, servicios de inversión o servicios auxiliares a los clientes, posean un nivel adecuado de conocimientos y competencias en relación con los productos ofrecidos.

El establecimiento de todas estas directrices debe reforzar la protección de los inversores particulares y contribuir a establecer una regulación y supervisión adecuada del asesoramiento financiero a través de todos los Estados Miembros.

En EFPA España llevamos 15 años trabajando para certificar la valía de los asesores financieros que deben ser profesionales con experiencia, conocimientos teóricos amplios, formación continua y actualizada para ofrecer los mejores consejos de inversión a sus clientes. La profesión ya está trabajando para recuperar la confianza de los clientes. Si las administraciones y organismos públicos nos apoyan en esta tarea, el éxito está asegurado.

 

Baja volatilidad en un escenario de caídas

En el contexto actual de bajos tipos de interés, los inversores están más que nunca en búsqueda de rentabilidades, pero ¿cuánto riesgo están dispuestos a aceptar? 

Las oportunidades son escasas en los mercados de renta fija. Los activos conservadores (bonos del gobierno, depósitos, deuda corporativa… ) están en niveles mínimos de rentabilidad.

Andrew Phillips © Creative Commons

Andrew Phillips © Creative Commons

Frente al estrechamiento de las primas de riesgo en renta fija, todos los ojos están recurriendo cada vez más a la prima de riesgo de las acciones, que pueden ser una solución en la búsqueda de rentabilidades a la que se han lanzado los inversores. Sin embargo, esta prima de riesgo se acompaña de una importante volatilidad que puede empañar su atractivo. La fuerte caída de los mercados de renta variable durante la crisis de 2008 ha marcado a los inversores.

Con esto en mente, la industria de gestión de activos se ha apoyado en la anomalía de las acciones de baja volatilidad (low volatility anomaly) en un intento de responder a la siguiente problemática: reducir la volatilidad de las acciones manteniendo la rentabilidad ofrecida a los clientes. Numerosos estudios académicos sugieren de hecho que las acciones menos volátiles generan una rentabilidad similar a la del índice de referencia siendo un 30% menos volátiles.

Muchas estrategias de “baja volatilidad” ofrecidas en el mercado se basan en screenings cuantitativos cuyo objetivo es eliminar los valores más volátiles del universo de inversión. Otras soluciones utilizan modelos de riesgo y optimizadores, pero pocas son estrategias que van más allá del enfoque puramente cuantitativo. Desafortunadamente, si las estrategias clásicas de “baja volatilidad” ofrecen un amortiguador durante las fases de caída de los mercados, ellas decepcionan en los periodos de subidas. Además, estas estrategias carecen de diversificación y muestran altas concentraciones en algunos sectores o países. El riesgo asumido por los inversores es por lo tanto mayor de lo esperado en caso de evolucionar mal alguno de los sectores o de los países fuertemente ponderados.

Tiago Aguiar © Creative Commons

Tiago Aguiar © Creative Commons

Por último, la visión del riesgo centrado en la volatilidad histórica plantea la cuestión de la capacidad de estas estrategias para gestionar periodos de inflexión en los mercados. Parece en efecto difícil dar un giro con sólo mirar a los retrovisores …

Para superar las limitaciones de estas estrategias de “baja volatilidad”, hay que recurrir a soluciones que permitan dinamizar la cartera durante las fases alcistas y amortiguar los periodos de caídas. Esa solución la ofrecemos a través de nuestro fondo G Fund total Return All Cap Europe.

 

Cómo funciona el mercado del Arte online

El mercado del arte online tuvo un crecimiento muy importante en el pasado año 2014. Según el “Hiscox Online Art Trade Report 2015”, el crecimiento ha sido de un 68% suponiendo una cifra estimada de 2.640 millones de dólares en el 2014.

© A&G

© A&G

La compra de arte online representa un 5% del mercado global. Y superando los pronósticos iniciales, se espera que en el futuro año 2019 alcance unas ventas de 6.300 millones de dólares.

Según afirma el director de la división de Arte de Hiscox, el Sr. Robert Read: “Las galerías de arte físicas y las casas de subastas ya no pueden operar por separado y los canales online junto con las redes sociales juegan un rol importante. Está demostrado, que la combinación del mundo offline y online es muy atractiva y esto es una buena noticia tanto para vendedores como coleccionistas. Esto supone una revolución para este tipo de industria hasta ahora basada en las relaciones interpersonales.

Aunque no sorprende que la mayoría de la compras online lo sean de obras de pequeño valor (el importe medio asciende a 1.300 € aproximadamente por pieza), si que llama la atención el hecho de que una de las principales motivaciones de los coleccionistas que compran online es el retorno de la inversión y la consideración del arte como activo. No obstante, para este tipo de acciones se precisa de unos conocimientos en este sector o contar con el asesoramiento de un experto en mercado del arte.

A nivel legal, este cambio de paradigma supone unas importantes implicaciones tanto a nivel de propiedad intelectual (¿necesito el consentimiento de los artistas para colgar las fotos de las obras online? ¿qué consecuencias puede tener no haber obtenido este consentimiento previo?); de obligaciones derivadas de la Ley de Protección de Datos de Carácter Personal (¿puedo enviar un correo anunciando la venta de una obra de arte online a toda la base de datos de mis clientes?) y de la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico (¿que requisitos mínimos debe tener el portal de venta online para cumplir con las obligaciones básicas que marca la ley?).

Asimismo, el crecimiento de las empresas en el terreno del arte online es una de las tendencias más llamativas y ampliamente comentadas.

© A&G

© A&G

Lo más duro de este sistema es no ver o tocar físicamente la obra antes de adquirirla.  Los objetos en venta por las compañías ‘online’ van desde litografías a precio de pocos centenares de euros hasta esculturas u obras de artistas conocidos, y cotizados, por millones de euros la obra.

Las grandes casas de subastas ya han creado sus divisiones ‘online’ e incluso conducen y conectan sus subastas en las salas por la red. Junto a las compañías conocidas, han surgido otras específicamente creadas para vender arte por internet con las mismas credenciales de garantía y buenas maneras que ofrecen las sedes de las casas conocidas.

 

Dos planes de pensiones para inversores conservadores y moderados

Este mes Gesconsult ha entrado en el mercado de los planes de pensiones de la mano de CNP Partners con el lanzamiento de Gesconsult Ahorro Pensiones y Gesconsult Equilibrado Pensiones. Estos dos nuevos vehículos de ahorro para la jubilación se enmarcan dentro de las categorías renta fija mixta y renta variable mixta, respectivamente.

CNP Partners, filial española del Grupo CNP Assurances, aseguradora de vida número uno en Francia desde 1991, nos prestará el apoyo técnico para implementar el proyecto. En concreto, la compañía aporta su experiencia e infraestructura para la comercialización de los productos.

Ambos planes de pensiones replicarán la misma estrategia que los dos fondos mixtos de Gesconsult, que cuentan con un historial de rentabilidad consistente. Gesconsult Ahorro Pensiones, pensado para ahorradores con perfil conservador, replicará al fondo Gesconsult Renta Fija Flexible.

Gesconsult Renta Fija Flexible, tiene cuatro estrellas, combina la inversión en todo el universo de renta fija con un máximo del 30% en renta variable. El fondo, que tiene un objetivo de volatilidad inferior al 4%, se anota un 5,26% en 2015.

Fuente: Gesconsult

Fuente: Gesconsult

Gesconsult Equilibrado Pensiones, dirigido a aquellos que tengan un perfil más dinámico, tomará como referencia el Gesconsult León Valores.

Gesconsult León Valores mixto flexible, tiene un rating Morningstar de cuatro estrellas, es un fondo mixto de Renta Variable Europa, con flexibilidad para invertir del 30 al 75% en bolsa, acumula una rentabilidad en 2015 de 12,99%.

Fuente: Gesconsult

Fuente: Gesconsult

Desde Gesconsult opinamos  que las perspectivas para el mercado de pensiones son muy positivas. Primero por la propia situación del ahorro y la mejora económica que ya empezamos a ver, y segundo por la necesidad cada vez más imperiosa de planificar nuestra situación patrimonial a largo plazo.  Atendiendo a factores como las perspectivas demográficas o la situación del fondo de garantía de la Seguridad Social, vemos que el ahorro privado se ha vuelto imprescindible para complementar la pensión pública de cara a la jubilación.

Desde Gesconsult queremos dar acceso a los inversores a planes de pensiones de calidad, que estarán en manos de nuestros gestores los cuales tienen una reconocida trayectoria y proporcionarán así un servicio eficiente y transparente. En definitiva, la gestora aplicará a sus productos de ahorro para la jubilación una gestión activa y flexible, orientada a satisfacer las necesidades de los clientes. Una filosofía que ayudará a crear valor a largo plazo.

 

A vueltas con la inflación en Europa y el empleo en EE.UU.

La semana pasada hemos tenido una aglomeración de datos macroeconómicos tanto en Estados Unidos como en Europa que nos hacen ser positivos con el crecimiento global. Sin embargo, todo ello ha provocado un repunte en las tires a nivel global, con un especial atención en el bund alemán y el Treasury americano, que ha tenido su efecto negativo en los mercados de renta variable y, como no podía ser de otro modo, en los activos de renta fija.

Ecco © Creative Commons

Ecco © Creative Commons

Por un lado, en Europa hemos conocido los datos de inflación en la Eurozona, sorprendiendo al alza y que pone de manifiesto el éxito de todas las medidas cuantitativas lanzadas por el BCE durante el año pasado y principios del actual. En general hemos podido ver una mejora de los precios en todos los países, con especial atención en Alemania.

La reunión del BCE no deparó grandes sorpresas, lo más importante la mejora en las perspectivas de inflación para este año, a lo que se sumaba el Bundesbank que hacía lo propio para Alemania, con una inflación esperada para 2016 en el 1,8% y del 2,2% para 2017. Draghi reconocía la pérdida de momentum en la economía europea pero que provenía de un peor comportamiento de la macro en algunos países emergentes, si bien reconocía que la demanda interna europea está muy fuerte y es en la que se sustenta esta recuperación, debido sobre todo a la depreciación del euro desde hace ya 1 año.

Por el otro lado, nos encontramos con una economía americana que está mejorando y que parece dejar claro que la debilidad vista durante el primer trimestre ha sido algo temporal y por razones exógenas a la propia economía. El viernes conocíamos los datos de empleo con varias cosas muy positivas: 1) se crearon 280k empleos, muy por encima de lo esperado y con revisiones de los dos meses anteriores. 2) los salarios siguen al alza, una de las variables en la que se fija la Fed y que confirma nuestra tesis sobre la posibilidad de tener presiones inflacionistas a finales de este año. 3) el underemployment sigue mejorando mes tras mes.

Unsplash © Creative Commons

Unsplash © Creative Commons

Como decíamos al principio, todo esto ha provocado fuertes repuntes en las tires por esa mejora en las perspectivas macro y de inflación. Así las cosas, pensamos que con lo anterior, unido a las menores tensiones provenientes de Grecia, la Fed estará más tranquila de cara a próximas reuniones y es más que probable que en las de junio/julio den el aviso para la primera subida de tipos que, a nuestro entender, será en septiembre. Por fundamentales seguimos pensando que el 10 años americano podría acabar el año en el entorno del 3-3,3% lo que implica una subida de 100 p.b.

A pesar de que en Alemania el Bund ha repuntado cerca de 80 p.b. pensamos que incluso podría irse más arriba, cuando el mercado siga poniendo en precio las mejores perspectivas de inflación y con el país creciendo por encima de su potencial podríamos ver ya presiones inflacionistas a finales de este año, lo que debería traducirse en un Bund por encima del 1%.

Así las cosas, pensamos que estas subidas podrían seguir afectando negativamente a los activos de renta fija y variable por lo que, con una perspectiva global y de medio plazo, seguimos pensando que la mejor estrategia es estar corto en la parte larga de las curvas americana y alemana.

 

La política y el mercado

En un mundo perfecto, donde las teorías que estudias en la carrera sobre cómo funciona la economía son tal y cómo te han explicado, predecir el devenir de los mercados sería relativamente sencillo. Sin embargo, por desgracia, ni la economía funciona cómo nos han explicado en la universidad ni los mercados son perfectos, ya que por desgracia (al menos para mí), la política influye demasiado en los mismos. Sin ir más lejos, la semana pasada hemos visto cómo la bolsa sufría correcciones severas tanto por el resultado de las elecciones municipales y autonómicas en España y, durante todo el año, cómo el tema griego lleva dando incertidumbre a los mercados.

Thomas Richter © Creative Commons

Thomas Richter © Creative Commons

Si venimos al mercado doméstico, está comprobado que los resultados de las elecciones, sean cuales sean, no sientan bien a los mercados (¿será que no nos fiamos de nadie en un principio?), ya que si la semana pasada los mercados se dejaron entre lunes y martes cerca de un 2%, con los resultados de las últimas elecciones el Ibex perdió más de un 3%, y en las anteriores elecciones, las pérdidas fueron similares.

Pero más allá del corto plazo, está claro que los políticos afectan a los mercados en el medio largo plazo. De hecho, el otro día leía las últimas previsiones económicas de Grecia y los datos de mercado de estos seis meses, y por desgracia para ellos, las previsiones no son nada halagüeñas, ya que han pasado de una previsión de crecimiento de un 2.5% a un 0.5% (la inversión extranjera y nacional ha huido), han salido depósitos bancarios por un 15% PIB nacional (lo que supones menos ingresos por impuestos al ahorro y menor capacidad de los bancos de financiar la economía) y el consumo y las previsiones de empleo vuelven a caer. ¿Y todo esto cómo se refleja en los mercados? Pues los bancos griegos caen entre un 30-40%, el índice entorno a un 25% y la prima de riesgo se ha doblado, pasando de unos 500-600 puntos a 1100-1200 con un pico de 1400 puntos.

Yolanda © Creative Commons

Yolanda © Creative Commons

Asi que por desgracia para los inversores, tenemos que estar más pendientes de los resultados electorales y lo que hacen los políticos que de los resultados empresariales y los datos macro (y eso sin contar los bancos centrales).

 

La planificación financiera

La mayor parte de las familias antes de llevar su ahorro hacia un activo financiero o un vehículo de inversión, suelen asesorarse a través de su banco, analistas financieros o de sus intermediarios financieros. Podríamos por tanto estar de acuerdo que es una práctica común, generalizada y, me atrevo a decir, muy acertada. Pero: ¿qué se entiende por asesoramiento financiero?

William Iven © Creative Commons

William Iven © Creative Commons

En la actualidad el asesoramiento puede revestir diferentes formas.  Si nos centramos por la continuidad en el tiempo podríamos estar hablando de un asesoramiento puntual, por ejemplo acudir ó no a una colocación de acciones en Bolsa, por otra la de ser continuada en el tiempo, en este caso el ejemplo sería el de asesorar a una familia de forma íntegra y completa sobre su patrimonio.  Es precisamente este del que me voy a ocupar, el asesoramiento íntegro y continuado a una persona o familia sobre su patrimonio

Este tipo de asesoramiento, íntegro y continuado, se conoce como planificación financiera.  La planificación financiera debería entenderse, a mi juicio, como:  plan general, metódico, organizado y frecuente cuyo objetivo es el de ordenar, dar a conocer cual es la situación patrimonial de una persona o familia, determinando los objetivos que quiere lograr y llevando a cabo un programa para el cumplimiento de los mismos, a través de las inversiones más adecuadas.

La planificación financiera se ha erigido en el mundo del ahorro y el destino dado al mismo como la mejor solución para las familias o personas, máxime cuando las mismas tienen problemas a la hora de entender los mecanismos de los mercados financieros, los productos y lo que es más importante la implicación de los mismos para conseguir los objetivos de las familias.  La razón es muy sencilla, no se trata de ver la conveniencia o no de llevar a cabo una inversión exclusivamente por riesgo y rentabilidad, sino porque la misma responda a la situación patrimonial, nivel de rentas y enfoque dirigido a la consecución de los objetivos de la familia.

Sebastian Pichler © Creative Commons

Sebastian Pichler © Creative Commons

La planificación financiera parte de determinar los objetivos y prioridad de los mismos que una familia quiere obtener y tener cubiertos con sus ahorros (liquidez de emergencia, complemento de la jubilación, estudios de los hijos, etc.) Posteriormente se analiza cual es la situación financiera y fiscal de la familia, es decir el análisis del patrimonio y también de las fuentes de las rentas.  Con todo ello se elabora un cuidadoso estudio de la situación de la familia, incidiendo en la capacidad de ahorro de la misma.  A partir de aquí se conformará un patrimonio cuyo objetivo es el de intentar conseguir los objetivos marcados por cada individuo y de acuerdo a sus prioridades.  Las inversiones realizadas se acomodarán por tanto a esos objetivos y características en cuanto a horizonte temporal y posibilidades de riesgo a asumir.

Pero la planificación financiera no solo presenta ventajas para los ahorradores también para los profesionales encargados del asesoramiento.  Es a través del conocimiento del cliente de forma íntegra como el asesor mejor podrá realizar su labor, estableciendo además un fuerte vínculo con el mismo a lo largo del tiempo.